Archivo del octubre de 2008

MADRID SERIES, BODAS, BAUTIZOS Y COMUNIONES

Soy madrileño y me siento muy orgulloso de Madrid y de la Comunidad de Madrid, pero por mucho que ame y quiera a mi ciudad y mi comunidad el torneo Madrid Series me produce una vergüenza difícil de llevar y soportar.

Este torneo cada año se supera a si mismo y comete mas impurezas tenísticas y barbaridades de todo tipo.

Es sorprendente que una persona como el mítico Manolo Santana campeón Roland Garros en 1961 y 1964. Campeón Wimbledon en 1966 y de Us Open en 1965 que por cierto ese Us Open lo ganó en hierba. Pues sorprende que este campeonísimo mundial de tenis al que respeto mucho como jugador y que siempre curiosamente habla maravillas de la tradición, pureza y respeto hacia los jugadores en Wimbledon, sea el Director de un torneo que atenta contra el respeto de la historia del tenis, de los jugadores y del propio público.

Comenzamos con las rarezas o garruladas o detalles de poco gusto o estilo.

Es sabido por todos que Manolo Santana comenzó como recogepelotas en el tristemente desaparecido Club Tenis Velázquez, ¿qué habría ocurrido si en el desaparecido club en vez de niños recogepelotas los socios hubieran preferido mujeres bellas recogepelotas? ¿Si eso hubiera pasado, Manolo Santana habría sido campeón mundial de tenis?

El señor Santana corta de raíz con su pasado y también claro está corta de raíz la ilusión que pueden tener los niños para hacer de recogepelotas en los partidos estelares y en la final.

Como es posible que en un torneo con tanta seguridad, durante la semifinal y final de 2006 había público con tambores, ¿qué es esto el circo? No queridos puristas esto en teoría es un torneo de tenis, un torneo de tenis sin ningún estilo, sin ninguna clase y sin ningún respeto hacia los jugadores. Por favor el público tiene que saber que cuando un jugador falla un saque NO SE PUEDE APLAUDIR.

No estaría mal que este año la organización del torneo durante los descansos de cambio de campo, dieran a los espectadores una pausa y dejaran de poner música en directo, están dejando con problemas de audición a una buena parte de madrileños, otra garrulada mas del torneo.

El señor de la megafonía estaría bien que dejara de mentir al público diciéndoles que el Madrid Series es el mejor torneo cubierto del mundo. Queridos puristas del tenis, el mejor torneo cubierto del mundo es el MASTER MUNDIAL, que es el torneo que junta a los 8 mejores jugadores del año. El segundo mejor torneo cubierto del mundo es PARIS BERCY, por historia, por tradición y por pabellón cubierto Paris Bercy es mejor que Madrid Series. Esperamos con ilusión que el señor de la megafonía se entere en este 2008 de la realidad del tenis.

Lo que ha pasado con Juan Carlos Ferrero, número 1 mundial, campeón Roland Garros 2003, finalista Roland Garros 2002, finalista Us Open 2003, finalista Master Mundial 2002 y muchas cosas más ha sido de las cosas más lamentables que pueden ocurrir en el tenis mundial. Aquí tienen la culpa el poderoso señor Tiriac dueño del torneo entre otras muchas cosas y también tienen la culpa las máximas autoridades de España.

No puede ser que cuando Juan Carlos Ferrero logra lo máximo a que puede aspirar un ser humano todas las máximas autoridades en España quieren hacerse una foto con Juan Carlos Ferrero y le llaman y le felicitan y le dicen lo bueno que es. Para que 4 años después Juan Carlos Ferrero sea olvidado y desamparado por todas esas máximas autoridades que parece solo piensan en sus propios intereses, y como Juan Carlos Ferrero ahora gana menos partidos, no es interesante, no es digno de fotos, no es digno de llamadas, no es digno de telegramas. Así trata ESPAÑA a sus dioses deportivos.

El poderosísimo señor Tiriac tiene una máxima en la vida y es que los tenistas no tienen que pensar ni preocuparse en ganar dinero, no por favor claro que no. Los tenistas tienen que jugar por amor al arte, mientras el señor Tiriac está para ganar dinero.

Mientras el poderoso señor Tiriac gana mucho dinero, los tenistas tienen que conformarse con las migajas que les tiran al suelo en un deporte de elite, donde no cobran como elite, mientras otros deportes de elite sí que cobran como elite.

No contento con eso el poderoso señor Tiriac va a sentenciar de muerte con su esperpéntico torneo 2009 al tenis masculino, pues seguro en ese torneo pagará el mismo dinero en la prueba masculina como en la femenina. ¿ Gana el mismo dinero un jugador de fútbol, que una jugadora de fútbol? ¿ Gana el mismo dinero un jugador de baloncesto que una jugadora de baloncesto? ¿Por qué siempre el tenis masculino tiene que salir perdiendo en todas las decisiones y siempre tiene que perder dinero?

Espero que algún día en este Mundo, alguna otra persona poderosa como el señor Tiriac, ayude y rescate a los tenistas de la tiranía en la que se encuentran sometidos en la que son elite pero no cobran como elite. Espero que algún día a los tenistas les paguen el dinero que se merecen por el nivel de tenis que tienen, los tenistas tienen un nivel de tenis muy bueno. Pido a las personas Forbes del mundo que salven a los tenistas, tengo un circuito listo y preparado, espero que algún día haya una persona Forbes que salve a los tenistas.

Para despedir esta reflexión tenística, cuidado con los olores en el torneo 2009 de Madrid, está en un sitio que huele fatal y la organización tendrá que comprar muchos ambientadores aunque supongo esos ambientadores terminarán pagándolos los tenistas.

Es una lástima que teniendo en España un torneo tan puro y mítico como el Conde de Godó, con un respeto a la historia del tenis y a los tenistas y con unos alrededores majestuosos. Tengamos en mi querida Madrid un torneo sin ninguna clase ni elegancia, la elegancia no se logra solo con dinero, se puede ser humilde pero digno y elegante a la vez.

Espero este año paguen en Madrid la estancia a Roger Federer, en el año 2006 cuando era número 1 Mundial no le pagaron el cambio de hotel que hizo efectivo, en Madrid tenemos mucho estilo, menos mal que algunos Madrileños no somos así e invitaríamos a cenar gustosamente al señor Federer.

 

Antonio Domínguez

 

PUREZA DE LOS GRAND SLAMS

Los cuatro torneos más importantes del tenis mundial, los que convierten a un tenista en leyenda de por vida son, Open Australia, Roland Garros, Wimbledon y Us Open.

Es curioso que podría decirse que aunque siendo de la misma familia sean torneos tan distintos en su grado de pureza tenística.

Open Australia sería el grand slam moderno, Roland Garros sería glamour, Wimbledon sería pureza y Us Open sería salvaje.

Os voy a contar queridos puristas algún detalle de estos míticos torneos.

Open Australia era un grand slam bastante puro, pero con el paso del tiempo ha ido cambiando el camino para que le reconozcan como el major moderno, hay un dicho tenístico, que los historiadores del tenis sabrán y es que el tenis lo inventaron los ingleses pero lo hicieron competitivo o profesionalizaron los australianos.

Open Australia nació en 1905 y hubo nueve ediciones en las que no se disputó el torneo, al principio se jugaba en hierba, pero desde 1988 se disputa en una variante de cemento que han cambiado dos veces. Con el paso del tiempo ha ido perdiendo pureza en varias cosas.

Una de esas cosas es el tema del calor, actualmente si se supera una temperatura determinada se paran los partidos, lo cual no es respetuoso con los antiguos campeones de este grand slam, desde 1982 año en el que empiezo a ver tenis siempre hace calor en Open Australia y si los anteriores jugadores podían competir no veo claro esta nueva norma de calor extremo pues es así como la han bautizado.

Segunda de esas cosas es el horario de la final masculina individual, desde que yo recuerdo, la final se jugaba a las 03h de la madrugada hora española peninsular y por motivos de las televisiones y la mencionada temperatura han cambiado desde 2006 la final a las 9h de la mañana hora española o como en este año que la final fue a las 9.45h de la mañana.

Es un grave error a mi humilde entender que uno de los días mas importantes para los aficionados al tenis sea cambiado de horario, ese detalle del horario lo que está haciendo es que el torneo en conjunto pierde tradición, y lo que hay que proteger precisamente en el tenis son las tradiciones o el tenis terminará totalmente devorado. En España la final del Open Australia significaba trasnochar con ilusión en el inicio del año o también significaba acostarse pronto el sábado para levantarse a las 3 de la madrugada. Que bonito fue para los Españoles la final de 1997, todos despiertos para ver a Carlos Moya contra Pete Sampras.

Una final de tenis de grand slam tiene que estar por encima de cualquier cosa.

 

Roland Garros

 

Este grand slam podría ser el del glamour, con sus históricos box que luego han copiado en la mayoría de los torneos.

Nació en 1891 y hubo once años en los que no se disputó el torneo, mantiene casi toda la pureza intacta pues siempre se ha jugado en tierra batida, pero el sistema de megafonía algunas veces es demasiado llamativo y no es necesario en un grand slam.

El otro humilde pero que le pongo es la entrega del trofeo, antiguamente eran los mosqueteros del tenis francés, que en paz descansen y se llamaban: Rene Lacoste, Jean Borotra y Henri Cochet. Ellos entregaban la copa al campeón, pero cuando han fallecido los mosqueteros que eran campeones de Roland Garros, la entrega de la copa se ha desvirtuado en el sentido de que quedan muchos campeones de Roland Garros vivos para que entreguen el trofeo y no hacia falta llamar a finalistas, semifinalistas o deportistas de otra especialidad por muy francés que sea. Con este detalle impuro los organizadores están menospreciando a ganadores de Roland Garros y a la vez se están menospreciando ellos mismos cuando todavía quedan muchos campeones de Roland Garros sin el honor de entregar una mítica copa de los mosqueteros que también les pertenece a ellos para siempre. Muy poco tacto ha tenido la organización.

Por último y más grave impureza tenística es comenzar este major del glamour en domingo o lo que es lo mismo un día antes de lo que la pureza aconseja.

Lo que logra salvarse de forma majestuosa es la pista central, una de las más bonitas y legendarias del mundo, con una historia que merece todos los respetos de los puristas del tenis.

 

Wimbledon

 

La pureza, tradición y respeto a la historia del tenis son legendarias en el major por excelencia. Da igual en que parte del planeta Tierra estés, todo el mundo sabe lo que significa Wimbledon.

El grand slam mas antiguo pues nació en 1877 y siempre se ha jugado en hierba, no se disputó el torneo en diez ediciones.

El público de este grande es de los más respetuosos y entendidos del mundo, el respeto hacia los tensitas es bastante grande. El vigente campeón de Wimbledon siempre tiene el honor de inaugurar la pista central a la que llaman La Catedral.

Las dos cosas que creo no están bien en Wimbledon son la designación de los cabezas de serie, os recuerdo queridos puristas que la organización no se fija en la clasificación mundial, les da igual, ellos solos ponen los cabezas de serie como les da la gana y varios campeones de grand slam o Master mundial se han enfadado y no han participado algunos años en el torneo.

El otro motivo es que cedieron a las injustas exigencias del tenis femenino y dejaron de valorar económicamente al tenis masculino por su respeto de jugar al mejor de 5 sets.

En lo que Wimbledon es también un respeto a las tradiciones es en la entrega del trofeo, máximo protagonismo para los tenistas en una ceremonia majestuosa y elegante, que buena nota podían tomar en otros sitios.

Para terminar con el grand slam de las tradiciones hay que decir lo bonito que es el entorno de este mítico club, pasear por los alrededores es un homenaje a la vista y los sentidos, se huele la historia del tenis y casi se respeta en su máxima expresión a los tenistas.

 

Us Open

 

El grand slam salvaje y menos puro tenísticamente hablando, nació en 1881 y cambió de escenario y de superficie varias veces por eso lo de major salvaje y poco respetuoso con la historia del tenis y los propios jugadores.

Este grand slam primero se jugó en hierba, luego en una acertada decisión a mi humilde entender se pasó a disputar en tierra verde, con la justicia de tener dos grandes en pista rápida y dos grandes en tierra, una batida y la otra verde.

Pero los norteamericanos al comprobar que sus compatriotas perdían opciones de victoria, decidieron dejar Forest Hills y la tierra verde para pasarse a Flushing Meadows y jugar en un cemento muy duro para las articulaciones y beneficioso para los jugadores de casa al tratarse de una pista rápida.

También este major fue el primero en poner partidos nocturnos, mantener la concentración en el Us Open es muy difícil por varios motivos. La primera es que pasan continuamente aviones por encima de las instalaciones y eso que en los últimos años desvían los aviones para intentar hacer menos ruido.

La segunda es que el público pasa bastante del protocolo del tenis en general, hay demasiado ruido en las pistas por culpa de los espectadores que continuamente hablan y comen sin parar.

La tercera y mas preocupante es que por culpa de las televisiones locales las semifinales se disputan en sábado y sin descanso para la final del domingo, los tenistas se han quejado toda la vida pero en este major pasan de los tenistas completamente, el orden de juego es un caos, da igual por la parte del cuadro en la que estés puede ocurrir cualquier cosa, en este Us Open 2008 ha sido lamentable la organización de las semifinales, un despropósito mayúsculo.

Lo bueno de este grand slam es que tienen la pista de tenis más grande del mundo de forma estable, es decir que no se desmonta, para un purista del tenis eso tiene más valor que posibles pistas más grandes pero que después de jugar la competición se desmonta. La pista Arthur Ashe, siempre está presente viendo como pasa el tiempo.

 

Y estos queridos puristas son los cuatro torneos del grand slam, los torneos que logran un beneficio astronómico pero que curiosamente a los protagonistas les pagan poco en comparación al esfuerzo de jugar 5 sets. El campeón de cualquier grand slam debería cobrar 2 millones de euros netos libres de impuestos, eso como mínimo. Pero hasta que los tenistas no se planten y hagan una huelga general de verdad, los grand slams y el resto de torneos continuarán riéndose de mis queridos tenistas. Desde Puristas del Tenis intentaremos con los poquísimos medios que tenemos o tengo que algún día los tenistas ganarán el dinero que se merecen y volverán a ser respetados.

Mientras tanto os propongo un sueño queridos puristas, cierren los ojos y piensen en Open Australia, Roland Garros, Wimbledon y Us Open. Sueñen con sus copas de campeones y déjense llevar por el camino a la eternidad, el camino de ganar un Grand Slam que logra convertirte en inmortal por los siglos de los siglos.

 

Antonio Domínguez